La nueva Ley Nacional de Régimen para la Promoción, Desarrollo y Consolidación de la Ganadería Ovina y de Llamas trajo nuevas expectativas sobre la zona pampeana que avanzará más firme gracias al acuerdo de financiamiento que fue otorgado por 28 millones de pesos.

Participaron del encuentro las siguiente organizaciones, además de productores independientes:

El director de Ganadería, Marcelo Lluch; la directora de Extensión Agropecuaria y Coordinadora de la Ley Ovina y Caprina en la Provincia, Virginia Martínez, el gerente del frigorífico de Santa Isabel, además de referentes de INTA, SENASA, Agricultura Familiar, Campesina e Indígena, Facultades de Agronomía, Ciencias Veterinarias, Cooperativa Ovina de M. Mayer.

La apuesta del sector también es la producción de carne ovina para el consumo, a lo que se sumó también la carne de llama. En este sentido, la apuesta trata de diversificar los alcances de la producción del sector de ganadería ovina y de llamas para que se consoliden en distintos marcos del mercado.

La reunión avanzó por un lado en la definición de estrategias y análisis de los precios de referencia en las categorías que componen al ganado y se diagramaron y aprobaron la implementación de líneas de crédito.

También, desde el estado, se habló de la realización de capacitaciones para poder avanzar en el crecimiento y desarrollo de esta rama de la producción ganadera, que se espera muestre una expansión en los próximos años en la región.

Según Ricardo Baraldi, Subsecretario de Asuntos Agrarios de La Pampa, “los 28 millones destinados a nuestra Provincia serán distribuidos en las distintas líneas crediticias vigentes, para Inicio de la Actividad, para Retención de Vientres, Mejoramiento Genético, otra línea destinada a Infraestructura Predial y finalmente para Prefinanciación Comercial”.

Esta suma de 28 millones proviene de una nueva normativa que asigna 850 millones de pesos por año para la promoción y recuperación agropecuaria, de las cuales La Pampa recibe hoy 28 millones contra los 6 millones que recibía años pasados para incentivar la producción ovina.